jueves, 9 de septiembre de 2010

ZOOM


Alambre de espino, sí, pero la cancela abierta. Sola y habitada en mitad de la belleza. Al fondo, el mar sin fondo. Las ovejas pacen, pensamientos, por donde les da la gana. Y el cielo, a punto de desplomarse, vigilante siempre, protector a veces. Hemos plantado amapolas en las jardineras. Las regamos con las lágrimas que vamos guardando en una jarra, pues así crecen más fuertes. Los domingos por la tarde, si no llueve, me invitas a subir al tejado y pintamos monigotes con tiza. Dentro el hogar está encendido. El amor, la lumbre. Mis letras y tus sueños, universos que se expanden y contraen, según mis mareas hormonales, tus despistes. Hablamos. Tanto que se han aburrido los relojes. Reímos. Algunas noches, la aurora boreal pasea en nuestros ojos. Más adentro, la ilusión intacta.

22 comentarios:

añil dijo...

Precioso, me ha gustado mucho el dibujo que has hecho.

Un beso

Filomena dijo...

¡Qué lienzo tan bonito! Dan ganas de organizarte una exposición con tus mejores cuadros.

Un besote,

Filomena

Raquel dijo...

Bellísimo enfoque y preciosas imágenes. ¿Cómo será con el macro?
Besotes

Josefa dijo...

Y el cielo, a punto de desplomarse, vigilante siempre, protector a veces. Hemos plantado amapolas en las jardineras. Las regamos con las lágrimas que vamos guardando en una jarra...
Maravillosas letras que me hacen pensar.
Un beso.

woody dijo...

Hablamos. Tanto que se han aburrido los relojes.
Gran imagen, Leo

Eduardo Arias Rábanos dijo...

Muchas gracias por tu comentario. Observo que, si no las fotos, sí las palabras. Y buenas, además. Y leyendo dos de mis escritores favoritos (bueno, Marías, siempre que no sea novela).
Enhorabuena

Frabisa dijo...

Qué bonito, Leo, pintar monigotes con tiza.
Este toque tierno dentro de una historia de amor la intensifica.

un besito

dintel dijo...

Qué suerte que la ilusión esté intacta..., o pensándolo mejor, depende.

Belén dijo...

campo, campo...¿cuando nos vamos?

besicos

Carmen dijo...

JO, Leo, me has emocionado.
Pero qué bueno. Felicidades.

Amparo dijo...

Un perfecto paisaje para la ilusión intacta.
Fresquito.
Saludos

Elvira dijo...

¡Qué romántico! Besos

isobel dijo...

alambre de espino y una cancela abierta... anda que no da eso para pensar, besitos

leo dijo...

Isobel: sí, ¿verdad? Supongo que es por ser realistas. Besissss.

Elvira: Siiiiiiiiiiiiiiii. :-) Besos.

Amparo: El paisaje es importante, puede cambiar todo, o eso creo.

Carmen: Ays, hija, cómo estamossss. Me alegra que te haya gustado. Besiss.

Belén: Por mí ya mismo. Besos.

Dintel: ¿Depende? :-)

Frabisa: Yo también lo creo, en la ternura, digo. :-) Gracias. Besos.

Eduardo: Gracias por tu visita. Un saludo.

Woody: Gracias. No veas cómo cuesta aburrir a esos pesados. :-)

Josefa: Siempre es genial tenerte por aquí. MIl gracias, amiga.

Raquel: Todas las fotos con macro me salen fatal. Asignaturas pendientesss... Besos y gracias.

Filomena: MIl gracias, sol. Expongamos, sí. Besissss.

Añil: Gracias. me alegra que te haya gustado. Un besote.

Blau dijo...

Leo leooo, ummm 100% romantico...me encanta.

besos

La Rata Paleolítica dijo...

Está difícil esta vez. Romántico, bonito, pero echo de menos algo, quizás a leo completa, no sé, o quizás mi neurona no está en su mejor momento... ;o).
Como siempre un placer pasear por aquí.
Besos.

Cris dijo...

Me gustaría irme ahí y no volver a aparecer en mucho, mucho tiempo...
Pero como eso no puede ser, por aquí andamos otra vez. Lo mejor que se pueda.
:)

Besos...

PULGACROFT dijo...

Leo, me ha encantado. Una imagen que me transporta a un hogar cálido. Me gusta.
Por cierto esas amapolas regadas con lágrimas sí que deben nacer fuertes. sí, ¿tristes también?...
;)

leo dijo...

Blau: Viva el romanticismo. Sí. Besotes.

Jesús: Bueno, estoy algo más blandita de lo habitual, ¿no? Y no pasa nada porque te haya gustado menos esta vez :-) Gracias por tu sinceridad. Un besote.

Cris, reina, te he echado de menos un montón. Me alegro de que estés por aquí de vuelta. Confío en que vayas dejando atrás tus malestares. Un abrazoteeeeee.

Pulga: Las amapolas se tienen a sí mismas para evadirse de la tristeza, así que sólo son fuertes por las lágrimas. :-)) Graciñas por venir, te echaba de menos.

PULGACROFT dijo...

Es que el verano me tuvo muy ocupada Leo jaja...ya sigo por aquí.
;)

Araceli dijo...

Eso es el secreto de la naturaleza, cuanto más cerca estamos de ella más libre se siente nuestro pensamiento para volar.

leo dijo...

Pulgui: Espero que ocupada para bien. :-)

Araceli: Qué cierto, resulta mucho más fácil soñar en la naturaleza. Gracias por venir.